viernes, 31 de julio de 2009

Un poco de humor: Y las monjitas gozaban…


Jesús Dapena

Las Hermanas Mary Catherine, Mary Therese, Katherine Marie, Frances Marie y Mary Kathleeen salieron del convento a visitar la Catedral de San Patricio en la ciudad de Nueva York. Corría el mes de julio y el día estaba húmedo y caluroso. Ellas vestían su tradicional hábito de monja y decidieron parar en el famoso negocio de Patty McGuire para tomar un refresco. Patty recientemente remodeló el negocio y compró unas banquetas con unas patas muy peculiares que son la atracción del negocio. Estaban las cinco monjas sentadas y disfrutando de un refresco bien frío, cuando entraron Monseñor Riley y el Padre McGinty con la idea de tomarse un refresco frío también. Se quedaron estupefactos y casi se desmayan por lo que vieron…

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.