jueves, 5 de mayo de 2011

Acerca de un libro quemado en la plaza pública: “Capitanes de la arena”, de Jorge Amado

Eduardo Alfonso Depetris (Desde Catamarca, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)

“Capitanes de la arena”, de Jorge Amado
[Emece Editores S.A. - ISBN 978-987-580-261-2]

Estilo: Claro ágil y ameno, no recuerdo definiciones ni conceptos, mas la naturaleza de la marginalidad, la relación conflictiva con la ciudad de Bahía, las causas por las que existen los "meninos da rua", surgen como emanación de los relatos y aventuras de esos niños.-
Contenido: Se trata de la relación de amor y rencor de los niños con la ciudad de Bahía y la sociedad que los excluye.-
Se analizan, en el relato de la vida de los niños, las causas de su marginalidad, tanto la falta de afecto y contención de la familia, especialmente la falta de amor materno; como el rechazo de la ciudad y la sociedad.-
Las acciones de cada uno de ellos, muestra la semilla de lo que serán en el futuro, como si la fuerza de la pesada carga del subconsciente los empujara a hacer lo que hacen sembrando su futuro.-
Se nota también este fenómeno en los ídolos de cada uno de ellos, que conforman sus paradigmas.-
Notamos la relación con la Iglesia, a través de un cura que de buena fe se infiltra entre ellos para Evangelizarlos, contenerlos y ayudarlos, que los comprende y de allí surgen las diferencias del cura con algunos de ellos, con la Iglesia oficial y la repulsa de los mojigatos porque se con-vive con "delincuentes".-
Los valores contradictorios y diferentes, con los que cada grupo social enfrenta la vida de los niños de la calle quedan al descubierto cuando los juzgan, demostrando también que esos juicios son algunas de las causas de la existencia de los meninos da rua.-
Al igual que en nuestro país, no son considerados seres humanos, son lo diferente, se los valora desde la perspectiva de la peligrosidad, desde el derecho de propiedad que pueden cercenarles, nuca se esfuerza en comprenderlos, ,al igual que el gobernador Scioli, quieren bajar la edad de imputación, su destino es solo la cárcel.-
Por supuesto el doble discurso de los que no los incluyen está presente, les dimos y no agradecieron, ni aprovecharon la oportunidad, por ello no merecen otra cosa que la cárcel.-
Nunca misericordia, nunca amor, nunca contención.-
Los niños de la calle buscan permanentemente el afecto del que carecen, pero lo requieren como individualidad humana, no como sustituto del amor que no pueden brindar a algún hijo pre-muerto, o como justificativo moral para acallar la conciencia; esas situación les crea emociones contradictorias y terminan definiendo por la solidaridad con los débiles y los métodos de subsistencia de los niños abandonados.-
La represión, los persigue, al efecto de la defensa del orden, pero el orden del statu-quo, que todo cambie para que nada cambie, nos dice Lampedusa en "El Gato Pardo".-
Las fuerzas represivas, solo atienden los efectos de este fenómeno social, no las causas que los llevaron a esa situación que a los niños tampoco les agrada.-
Como siempre de espaldas a la injusticia y reprimiendo a las víctimas.-
Como el problema de cada uno es el más importante, y como este artículo no podrán leerlo probablemente niños de la calle ni marginales, y si quizás, algunos de los que nos consideramos "la clase media", y para que se entienda, pondré como ejemplo cuando los bancos se apropiaron de los ahorros de este sector social, en esta circunstancias, las fuerzas del orden defendían a los bancos y reprimían a las estafados.-
Esta obra de arte de la literatura latino-americana, se inicia con unas notas que definen la aptitud con la que enfrentan a los niños los grupos sociales y de poder, así:
1] La prensa titula "Niños Ladrones", habla de siniestras aventuras, ciudad invadida de niños que viven del hurto, insta al jefe de policía a que reprima, al Juez de menores que los encierre en un reformatorio, describe con envidia y alaban la mansión del comendador que fue asaltado, etc.-
Nada del hambre de los niños, nada de misericordia ni de algún camino para salvarlos.-
Con esa falta de comprensión se informa a la población, le crea conceptos y emociones que guiarán sus decisiones frente a estos meninos, difícilmente, la ciudad de Bahía tienda a aceptarlos dentro de su comunidad.-
2] La policía con una carta manifiesta al diario que la responsabilidad es de Juez de menores, mas ellos tomarán medidas, para evitar se repitan estos hechos vandálicos y castigarán a los criminales.-
Los adjetivos demuestran la aptitud de las fuerzas del orden.-
3] Luego se desarrolla un patético debate entre el Juez de menores, el diario, el jefe de policía, una madre y el encargado del reformatorio, de todos ellos surge la postura en el problema y salvo la madre también la falta de comprensión y amor.-
Estas son algunas de las reflexiones que me mereció la novela, por supuesto, son mis reflexiones, mis apreciaciones, que pasan a través por mi formación, mi experiencia ante la vida, la filosofía de vida asumida y demás circunstancias que hacen le imponga mi impronta a este comentario, por ello el pensamiento crítico, amerita que sea leída la obra para que cada uno, que es un universo en si mismo, pueda sacar sus propias conclusiones.-
Esta olvidada poco difundida obra maestra de la literatura sud-americana, desarrolla las causas y responsables de este fenómeno social que tiene como víctimas a los meninos da rua, y de él se pueden deducir las soluciones al problema; quizás sea por ello que fue quemado en la plaza pública.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.