miércoles, 20 de junio de 2012

Música: Juan Ramón y Pepe Roca

Jesús J. Conde (Desde España. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)

Ya sabía yo de la especial inclinación de nuestro querido y admirado amigo Pepe Roca por la obra del no menos querido y admirado Juan Ramón Jiménez. Pues no en vano, en sus discos de cuando Alameda nos pudo deleitar con algunas piezas en las que con la humildad y el buen oficio que le caracterizan depositó la poesía infinita del moguereño, haciendo partícipe al Premio Nobel de los sentimientos que brotaban límpidos y por doquier en aquel movimiento musical al que se dio por denominar rock andaluz y que tan buenos e inolvidables momentos ha sellado dentro de la música española, entre los setenta y ochenta. Que viene a colación el preámbulo, porque me regala en estos días el músico su trabajo dedicado íntegramente al poeta y que lleva por título Lo que vos queráis.

En doce poemas de Juan Ramón Jiménez volcó Pepe Roca “todo mi afán”, como él mismo dice. Y a buen seguro que lo consiguió, porque de principio a fin el CD rezuma belleza. Y junto a la belleza, eterna belleza, la libertad plena para envolver con clarinetes, pianos, violonchelos, guitarras, laúd árabe, teclados, baterías, bajos, flautas, saxo soprano, programaciones, recitados, voces y coros, las estrofas cinceladas a golpes de alma de quien compartía sueños con Platero recostado sobre un manto de vinagrillos en los campos de su Moguer encantado. La belleza y la libertad que aletean sin cesar por entre la palabra y la música y hacen un sendero único e inimaginable al aletear, y por el sendero el báculo que de repente se cubre de brotes prodigiosos elevando el quehacer diario al mismo milagro.

Arropan a Pepe Roca y a Juan Ramón en esta generosa entrega, unos cuantos compañeros de andadura que no dudaron, ni por un momento, en formar parte del hermoso proyecto aportando el virtuosismo que a cada uno de ellos les distingue. Están: José Carlos Roca, Antonia García, Álvaro Girón, Rafael Marinelli, Antonio Coronel, Agustín Diassera, Manolo Nieto, Daniel Casanova, Moisés Toscazo, Rafael Garcés, Joaquín Brito, Paco Cruzado, Héctor Pérez, Emilio Morales, Juan José Oña y Ana. Todos cautivados por las flores del alba y las olas, olas llenas de azucenas blancas. Todos anhelantes por ofrecer lo mejor de sí mismos, en aras de que vate y maestro, o maestro y vate, queden inmortalizados en un arrebato multicolor de dimensión ilimitada, de “mirada universal”. Todos rendidos ante el fruto que emerge silencioso y que después estalla en mil dichos y mil sones.

Lo que vos queráis: un haz de luz, una creación de Pepe Roca en vínculo perfecto con los plateados versos de Juan Ramón Jiménez.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.