miércoles, 5 de septiembre de 2012

La integración andina y el petróleo ecuaperuano

Jorge Zavaleta Alegre (Desde Lima, Perú. Colaboración para ARGENPRESS CULTURAL)

“Es una exigencia de toda América Latina y el Caribe trabajar por la unidad, para luchar por el objetivo largamente aplazado, de hacer de la democracia una forma de Estado, de la naturaleza tridimensional. Esto quiere decir que la Democracia debe reunir los elementos y componentes políticos, económicos y sociales”, declaró en Lima al semanario español Cambio16, el jurista Rodrigo Borja Cevallos, presidente de 1988 a 1992, la figura más destacada del partido socialdemócrata Izquierda Democrática, que llegó al poder después de cuatro postulaciones y un largo ejercicio parlamentario.

La Democracia no puede ser simplemente la participación de los pueblos en la toma de decisiones políticas – añadió el destacado profesor universitario - sino también, preferentemente, la participación popular en el disfrute de los bienes y servicios de naturaleza económica y social que se produce con el trabajo de todos.

“El objetivo de este momento es: Sobrepasar el mero electoralismo y que los gobernantes sean elegidos por sus pueblos. Este recién es el punto de partida; y el punto de llegada es la Democracia como un sistema igualitario en el reparto y distribución de los bienes económicos y sociales que se producen con el trabajo colectivo”, concluye este gobernante que apuesta por “la civilización digital que ha creado la sociedad del conocimiento y ha abierto las potencialidades educativas de una nueva era”.

De tales afirmaciones se deduce que los recursos naturales, empezando por el petróleo, han sido y son parte importante de los procesos de integración de los países. La actual Comunidad Andina de Naciones - CAN, concebida a finales de la década del setenta, siguiendo el diseño de la Unión Europea, avanza con pies de plomo. La integración del Viejo Mundo nació bajo el lema del “Nunca más a las guerras”, y si hoy enfrenta una severa crisis financiera, al mismo tiempo muestra profundas bondades para mantener el proyecto comunitario.

La región andina, en medio de democracias débiles, parlamento no vinculante, estados patrimonialistas y corrupción endémica, también ofrece oportunidades importantes en la construcción de la paz con desarrollo. Una de ellas es el anunciado convenio de Petroperú y la Secretaría de Hidrocarburos del Ecuador para compartir el uso del Oleoducto Norperuano.

El petróleo ecuatoriano podrá salir por puerto de Bayóvar en Piura. Ecuador podrá licitará yacimientos en su región sur oriente al garantizar técnica y ambientalmente, el transporte de crudo, desde lotes muy cercanos a la estación de inicio del Ramal Norte del ONP, ubicado en Andoas, provincia de Datem del Marañón, departamento de Loreto.

Para Ecuador, este acuerdo permitirá aumentar el valor económico de los yacimientos del suroriente ecuatoriano de próxima licitación, los que no se han podido desarrollar por la falta de infraestructura de transporte de crudo cercano.

Ecuador en 1972, creó su Corporación Estatal Petrolera. En 1989, en el gobierno de Rodrigo Borja se convierte en la Empresa Estatal Petróleos del Ecuador Petroecuador con sus filiales de producción, industrial, comercial y petroamazonas. Y desde abril del 2010, con el gobierno de Rafael Correa, en aplicación a la Ley Orgánica de Empresas Públicas, PETROECUADOR, se transforma en una empresa con autonomía financiera, administrativa y operativa.

La producción y comercialización del petróleo ecuatoriano están localizadas en zonas amazónicas de difícil penetración. El petróleo es trasladado a Puerto Balao en Esmeraldas, a través del oleoducto transecuatoriano que sube y baja por los cordones montañosos, y de allí a Quito y Guayaquil por un poliducto, por cabotaje y auto tanques. Para el transporte internacional se vale de su flota Petrolera Ecuatoriana (FLOPEC) creada con capitales ecuatorianos y japoneses, pero que no se abastece.

En el último quinquenio, los cinco principales productos de exportación del Ecuador son el petróleo crudo, banano, camarón manufacturas de metal y flores, correspondiendo el mayor valor a las ventas las dirigidas a Perú, Colombia y EEUU.

Su plan operativo 2012 se enmarca en los lineamientos del Gobierno Nacional, Ministerio Coordinador de Sectores Estratégicos y Ministerio de Recursos Naturales No Renovables, en su Ley Constitutiva y acorde a la orientación empresarial. Los contratos de participación y de prestación de servicios para la exploración y explotación de hidrocarburos que se encuentren suscritos se modificarán de acuerdo al modelo reformado de prestación de servicios.

Esta empresa pública impulsa la investigación aplicada y una cultura de gestión del conocimiento a través de su Instituto de Estudios del Petróleo - IEP, permitiendo al personal técnico/administrativo capacitarse en las diferentes áreas de la industria hidrocarburífera. Con ello viene logrando profesionales competentes con un perfil acorde con la gestión de sus cargos, sin dejar de lado el talento humano del área administrativa.

BENEFICIOS PARA PERU. El convenio peruano -- ecuatoriano incrementará la rentabilidad del Oleoducto Nor Peruano, permitiendo revertir la balanza comercial de hidrocarburos en el Perú al reducir la cantidad de crudo importado. Asimismo, generará sinergias con el proyecto de modernización de Refinería Talara y con las refinerías El Milagro e Iquitos, las que recibirán la futura producción del Lote 64 (crudo liviano), por parte de Talismán.

La Refinería de Talara cuenta con proyecto de modernización con el apoyo del Banco Francés: Societé Générale para buscar financiamiento. PETROPERÚ aprobó el servicio de estructuración financiera integral por un monto estimado de 1,700 millones de dólares, junto con entidades financieras, agencias de crédito a la exportación, agencias multilaterales, entre otros. La Corporación Financiera de Desarrollo (Cofide), proseguirá con la asesoría en las labores que desarrolle el banco estructurador desde la etapa de evaluación financiera, diseño y ejecución de la estructura, hasta la suscripción de los contratos del financiamiento del proyecto Talara.

Uno de los principales objetivos de la modernización de esa refinería es reducir drásticamente el contenido de azufre de sus combustibles. De esa forma, se mejorará sustancialmente la calidad del aire en las regiones del país, lo que a su vez reducirá la incidencia de enfermedades producidas por la contaminación del aire.

Otros objetivos de la refinería Talara son: Incrementar la producción y procesamiento de crudo; procesar crudos pesados y con mayor azufre. Igualmente producirá gasolinas de alto octanaje y coproducir hidrógeno; convertirá residuos en combustibles livianos y gas combustible.

El Oleoducto Nor Peruano construido en la década del setenta por Petroperú con el financiamiento del Japón, con el propósito de trasportar, en particular de la selva norte, de las márgenes del río Corrientes a las refinerías de la costa, ahora recupera su importancia en un país de territorio tan extenso y de geografía tan difícil. “Se refuerza la larga tradición de cooperación entre los sectores de hidrocarburos de ambos países”, afirman las partes.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.