jueves, 29 de mayo de 2014

Agradecimiento desde el hospital psiquiátrico

Aldo Luis Novelli (Desde Neuquén, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



A J. Fijman y A. Artaud in memorian

Agradezco a la oscuridad
que me deja ver claramente el mundo.
Agradezco a los amigos que nunca vinieron.
Agradezco a las mujeres que me abandonaron
para que enloqueciera solo.

Agradezco a la luna
que habla conmigo
cuando nadie me habla.
Agradezco al sol que nunca está
salvo cuando salimos al patio
a arrastrar los pies y babearnos.

Agradezco al acolchado de las paredes
que me cuida la cabeza.

Agradezco al enfermero
que me da la pastilla azul
y la verde y la roja
y esa maldita pastilla blanca como una bala
que nunca tomo
y me la meto en el culo.
Agradezco al otro enfermero
que me trae papel y lápiz
para que escriba mis poemas de locura
y resista a la muerte.

Agradezco a los dos monos
que me aplican electroshock
cuando me altero un poco/
para quemar lentamente mis neuronas
pero ellas todavía resisten

así que vayan sabiéndolo
gorilas hijos de puta:

todavía escribo mi sucia poesía

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.