lunes, 15 de septiembre de 2014

Como siempre: A Martha

Guillermo Henao (Desde Medellín, Colombia. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



Ahora me siento tan niño como siempre
y quisiera
que estuvieses a mi lado porque lo sabes y lo ignoras.
Es entraño.
Quiero hoy
con cotidiano anhelo
reclinarme en tu regazo y descansar.
Porque muchas sombras pesan sobre mi estableycambiantetodo
aunque estés, tú, mi masa, mi fulcro, mi palanca.

Trato de traer luz, pero extraños entran y oprimen
todo lo que soy: mi cuerpo.
Estoy solo y con todos –cuando no-, pero te llamo
porque sé que llegaste y ya vienes o no puedes venir.

A veces busco cosas -en dónde- y entre tanto
espero
que algún día permanezcas también, un día
en que me halle cuando menos
con el fardo de todos mis errores
entre mí.
Posaré entonces mi cabeza sobre tu pecho vacilante
y, tranquilizado, me dormiré confiado como un niño.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.