lunes, 4 de agosto de 2014

Alleluia, del Oratorio El Mesías, de Händel

ARGENPRESS CULTURAL

Pocas obras de la literatura musical académica europea (mal llamada “clásica”) son tan conocidas como el Alleluia, del Oratorio El Mesías, del compositor alemán/británico Georg Händel. Definitivamente es muy bella. Su arquitectura musical es extraordinaria, y la maravilla de su melodía es más entradora que el más popular de los cantos populares. Es, en sentido estricto, una espectacular creación de un genio musical. Ello explica que haya perdurado en el tiempo, y sea hoy ya un ícono de la cultura universal.

Sin dudas, Händel era un genio: en un rapto de inspiración, este alemán que trabajó siempre en Gran Bretaña, en dos semanas compuso un Oratorio completo, incluido el Alleluia, trabajo que podría tomar meses, o años.

La obra completa se estrenó en 1742, en el New Music Hall de Dublin para un concierto benéfico. Es ya mítico el hecho que el Rey asistió al estreno, y si bien es costumbre no aplaudir en este tipo de creaciones sino hasta el final, fue tan grande el impacto de la belleza del Alleluia que, contrariando las usanzas y buenas costumbres de un buen melómano, su Majestad se paró terminado ese fragmento y rompió en frenéticos aplausos, regla que se sigue manteniendo aún hoy.

La letra está tomada del Apocalipsis (Revelation) de la edición King James de la Biblia, en inglés:

Revelation 19:6 - And I heard as it were the voice of a great multitude, and as the voice of many waters, and as the voice of mighty thunderings, saying, Alleluia: for the Lord God omnipotent reigneth.

Revelation 11:15 - And the seventh angel sounded; and there were great voices in heaven, saying, The kingdoms of this world are become the kingdoms of our Lord, and of his Christ; and he shall reign for ever and ever.

Revelation 19:16 - And he hath on his vesture and on his thigh a name written, King Of Kings, And Lord Of Lords.

Hay innumerables versiones. Las más afamadas orquestas y coros, y los más renombrados directores, lo han ejecutado. Presentamos aquí una excelente versión:



Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Arquitectura: Una joya de todos los tiempos. El Duomo de Florencia, Italia

ARGENPRESS CULTURAL



Una obra de arte de la arquitectura universal.

Descargar presentación completa desde aquí (formato pps)

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Descubrimiento

Paula Duncan (Desde Buenos Aires, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)

Siempre tuvo fascinación por los espejos; y aparentemente esto era recíproco, ella no tenía más que fijar el lugar donde quería uno y ahí aparecía brillante y lustroso decidido a cumplir sus deseos más locos y luego desaparecer; buscaba mundos diferentes detrás o dentro de ellos y los encontraba, quería curvas atemporales uniendo planos diversos y paseando entre uno y otro las hallaba.



Ella habitaba en un universo tangencial, donde solo era posible vivir si se aceptaba un tanto la locura, la propia y la ajena; esto no siempre era posible, la mayoría de las personas le temía a la locura de ser diferente, ella se arreglaba bastante bien mostrando todo lo normal que le era posible ser, entre gente incoherentemente insana con ínfulas de normalidad.

Un día por salir rápido de uno de ellos tropezó y cayó en el pasillo de su casa, resultado: una lesión en su tobillo que la mantuvo varios días en cama, solo con la compañía del televisor y todos sabemos que en el mismo cuarto no pueden convivir un espejo mágico y algo con tan poca imaginación como una TV; resultado no pudo escaparse y por días estuvo encarcelada en su cuarto normal, con visitas normales hablando cotidianidades y muriendo de aburrimiento.

Un atardecer solitario, acostada al revés inspeccionó su cuarto desde una perspectiva diferente y ahí descubrió una puerta en la pared del fondo disimulada por estar pintada del mismo color y medio oculta por el cortinado que casi cubría la pared de la cabecera; _¿ cómo no la vi antes? se asombró.

Como pudo llegó en un pie hasta ella y trató de abrirla, le fue imposible, se resistió a sus embates y agotada dejo la tarea para el día siguiente.

Tuvo una noche algo inquieta soñó muchísimo con sus espejos, puertas ocultas; con espejos en las puertas, con mundos encerrados en puertas disimuladas, y con mundos descubiertos a través de un espejo.

A la mañana siguiente, recibió una extraña visita, un caballero algo raro vestido de manera extravagante al cual había cruzado una o dos veces en el barrio y le pareció un tierno personaje; le ofreció té y mientras lo tomaban en pequeñas tazas doradas, él le pregunto si había descubierto la puerta; ella asintió asombrada, el saco de sus bolsillos una pequeña llave de plata con rubíes y se la dio, no sin antes hacerle prometer, que solo la usaría en caso de extrema necesidad, cuando el mundo real normalmente agobiante, la estuviera asfixiando, esa puerta en realidad era un espejo que el antiguo dueño cerró porque su hija no soporto la rigidez normal a la que quería que ella se sumara para tener una vida feliz, y ante tanta presión la niña un día encontró la llave y abriendo el camino se marchó hacia donde ella sabía estaba su verdadera felicidad y nunca más volvió.

Al marcharse el caballero le dijo, -cuando decidas pasear por allá debes tener la firme convicción de volver, pues ante la menor duda los caminos se cruzaran y jamás encontrarás la salida; adiós dijo y se marchó dejando la pequeña llave en su mano.

Estuvo un largo rato meditando, hasta que llegó a la conclusión de guardar la llave en lugar seguro; a ella tan mal no le iba con el mundo real, su tobillo casi había sanado y ya podía pasear por cuanto espejo se le antojara; se sintió feliz en un estado de completitud, había más personajes como ella y eso hacía la vida más placentera; tenía una llave maestra escondida y al otro día por la mañana con ayuda o sin ella quitaría la TV de su cuarto.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Música. Desde Venezuela: El Cuatro



Instrumento de cuatro cuerdas de la familia de la guitarra. Se utiliza en toda Latinoamérica, pero adquiere un papel relevante en los conjuntos musicales de países como México, Colombia, Venezuela y Puerto Rico, en donde forma parte del folklore y acompaña los bailes y canciones populares. Se cree que el cuatro puertorriqueño proviene de la vihuela española. El instrumento venezolano tiene cuatro cuerdas, que en la actualidad se fabrican de nailon, el cuatro en la música venezolana la identificamos más genuina de nuestra folklore, en el palo margariteño.

Origen del cuatro

Los antecedentes de todos los instrumentos nativos de cuerda de la América Latina hispana pueden trazarse a la España del siglo XVI y XVII, la cual, de acuerdo con Cervantes, abundaba de instrumentos tañidos de cuerdas de todos tamaños y configuraciones. También sabemos que muchos de los mismos llegaron a la América en grandes cantidades. Esto fue debido a que los reyes católicos de España encomendaron solemnemente a los colonos a que llevasen instrumentos de cuerda al "Nuevo Mundo" para observar y dispersar la fe mediante la música. Sabemos también que muchos marineros llevaron pequeños instrumentos de cuerda consigo durante las largas travesías marítimas como pasatiempo.

Dirigiéndonos a épocas aún más antiguas, sin embargo, los instrumentos de cuerda de España fueron derivados de los instrumentos de cuerdas moros y persas de gran antigüedad. Por cierto, hemos encontrado una ilustración de un instrumento persa tañido nombrado Dotar, fechado 1000 A.D., con la misma forma de ojo de llave de nuestro cuatro antiguo, tanto como imágenes medievales en antiguas catedrales ilustrando a ángeles punteando instrumentos en forma de violín parecidos al cuatro moderno. Nuestras investigaciones nos señalan que existieron por lo menos dos instrumentos españoles en específico que pudieron haber inspirado a los antiguos jíbaros en la construcción de sus propios cuatros.

Los instrumentos de cuerda de uso popular en el país, llegaron todos a nuestro país por vía europea y son instrumentos con caja de resonancia tipo guitarra tales como: el cuatro y la guitarra, instrumentos con caja de resonancia tipo laúd tales como la mandolina o bandolina, en sus dos tipos original y llanero, la bandola, también en los tipos original y llanera, el arpa de cuerdas punteadas y el violín, cuyas cuerdas producen sonido al frotarlas con un arco.

De todos los instrumentos de cuerda, por su difusión, el más importante es el cuatro que se encuentra presente en casi todas las manifestaciones musicales del país.

Partes del cuatro y su función

Cabeza: Constituida por una pieza de madera incrustada al diapasón de la cabeza y es donde van colocadas la clavijas.

Diapasón: pequeña horquilla de dos puntas utilizada por los músicos para obtener, al golpearla, un sonido o tono fijo con el que se afinan los instrumentos. Se fabrica con una aleación de cromo, níquel y acero. Produce un sonido puro, casi sin armónicos, que no varía con los cambios de temperatura. Los diapasones que no dan el tono preciso pueden mejorarse limándolos con cuidado. En experimentos físicos y acústicos se utiliza también el diapasón, a veces con caja de resonancia. Fue inventado en 1711 por el trompetista y flautista inglés John Shore. En tiempos recientes se han fabricado diapasones electrónicos que sintetizan la curva sinusoidal pura. Éstos tienen la ventaja de producir cualquier frecuencia, mientras que el tradicional sólo vibra en una. La mayoría de los diapasones se afina en la = 440 Hz (la 4).

Caja armónica: Parte exterior de madera que cubre algunos instrumentos; cuerpo hueco de madera que forma parte principal de los instrumentos de cuerda

Clavija: Pieza pequeña de madera o metal que se utiliza para tensar las cuerdas de un instrumento musical. Apretar las clavijas, reprenderle o exigirle con severidad el cumplimiento de su deber.

Cejuela: Pieza e madera o hueso que separa el diapasón de la cabeza y es donde encajan las cuerdas del instrumento.

Traste: Es una serie de divisiones formadas por piezas lineales ya sea de metal o de madera y al espacio que existe entre una y otra división se llama traste.

Barras: son las divisiones perpendiculares a las cuerdas que se encuentran en el diapasón del cuatro generalmente son de metal y separan a los trastes.

Tapa: Pieza que cierra por la parte superior al cuatro

Boca: es la abertura u orificio del cuatro para reflejar o aumentar el sonido.

Cuerdas: Hilo hecho de tripa de carnero, a veces envuelta por alambre en hélice, que, por vibración, produce los sonidos en ciertos instrumentos músicos, que en la actualidad se fabrican de nailon

Puente: tablilla que mantiene levantadas las cuerdas del cuatro y de otros instrumentos de cuerda.

Influencia del cuatro en el desarrollo cultural de las diferentes regiones del país.

El cuatro es, en la música venezolana, la identificación más genuina de nuestro folklore. El polo margariteño, la tonada llanera, la gaita maracucha o los valses larenses, no pueden interpretarse, para ser auténticos, sin el uso de este instrumento sobre cuyos orígenes Alberto Arvelo Ramos escribe hermosa prosa.

A las cuatro cuerdas sobre caja de madera que con tanta poesía retrata J.J castro en las páginas de este libro, se une el deseo de rescatar lo autóctono porque, si bien el cuatro no nació en Venezuela, esta tan afincado a nuestras raíces como la raza misma.

Cinco siglos han trascurrido desde que, de allende los mares, otra sangre vino a mezclarse con la nuestra y con ella vinieron sus costumbres y tradiciones que ahora son las nuestras.

Este es el instrumento típico de Venezuela que se utiliza en la mayoría de las manifestaciones folklóricas y tradicionales del país, acompañando el canto y es utilizado por la casi totalidad de los conjuntos de música criolla, así como en las fiestas religiosas y profanas de raigambre popular. Uno de sus máximos virtuosos y que ha logrado melodías insospechadas es el maestro Freddy Reyna.

Importancia del Cuatro

Su importancia consiste en que es un instrumento utilizado en la mayoría de las manifestaciones musicales, junto con el arpa y las maracas forman los instrumentos folklóricos del país; También porque son los tradicionales, los que tocaban nuestros ancestro; además los instrumentos de cuerda, son muy gratos al oído; pues han sido los grupos musicales que nos han agregado la vida. Se puede decir también que es n instrumento económico y fácil de tocar.

El cuatro. Podemos llamarle el baluarte de nuestro folklore autóctono venezolano ya que es uno de los elementos principales que identifica nuestra tradición por su trascendencia social y cultural.

Escuchemos varios ejemplos de música con cuatro:









Fuente: http://html.rincondelvago.com/el-cuatro.html

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Poema

Adrienne Rich



La memoria dice: ¿quieres hacerlo bien?
No cuentes conmigo…
Soy un canal de Europa donde flotan cadáveres
Soy una fosa común soy la vida que vuelve
Soy una mesa en la que hay sitio para el forastero
Soy un campo demarcado para los sin tierra
Soy un hombre niño que le dice a Dios que es un hombre
Soy una mujer que se vende por un boleto de barco
Soy un sastre inmigrante que dice Un abrigo
No es una prenda de vestir y nada más

_________

Soñé con la revolución mundial
Soy un cadáver dragado de un canal de Berlín
Un río de Misisipi. Soy una mujer que está de pie
Estoy de pie aquí en tu poema. Insatisfecha.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

La educación y el destino del Perú

Jorge Zavaleta Alegre (Desde Lima, Perú. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)

Los mineros salieron de la mina/ remontando sus ruinas venideras,/
fajaron su salud con estampidos/ y, elaborando su función mental/
cerraron con sus voces/ el socavón, en forma de síntoma profundo…

César Vallejo (Perú, 1892-Paris, 1938)

América Latina y el Caribe registran el mayor desbalance en la distribución del ingreso en el mundo. Aunque el PIB per cápita proporciona una buena imagen de conjunto de la situación económica de los países, la existencia de fuertes desigualdades en América Latina al interior de los países obliga a tomar en cuenta la forma en que dicho crecimiento se distribuye entre los hogares.



Faltan dos años para que concluya el gobierno “nacionalista” del presidente Ollanta Humala. En su mensaje del 28 de julio 2014, a siete años del Bicentenario de la Independencia, considera que “caminan firmes el desarrollo económico y el avance en la inclusión social”.

Para seguir generando riqueza y empleo, anuncia énfasis en educación, salud y en la lucha contra el crimen, la delincuencia y lograr “un país sin pobreza extrema, con igualdad de oportunidades, con instituciones sólidas, orgulloso de su diversidad cultural y de las capacidades de su gente”.

En comparación con el resto de Latinoamérica, el Perú arrastra una deuda alta con su población. Por ello se anuncia “una educación de calidad, con docentes motivados y competentes y una gestión orientada a que cada niño y niña alcance su máximo potencial”.

A partir del 2015 se aumentará la inversión en educación en 0.5% del PBI, cerca de 4,000 millones de soles (2.75 soles por US$. El gobierno se propone incluir a los “maestros del mañana” con la beca Vocación de Maestro que se inicia con 1,000 beneficiarios. Mil escuelas públicas para el 2021 con actividades extracurriculares con jornada completa y educación física, rescatando modelos de los cincuenta y sesenta. Incluye la enseñanza del inglés. El próximo año funcionarán 14 colegios con bachillerato internacional. Se modernizará la gestión educativa, con 22 mil directores evaluados en habilidades pedagógicas y gerenciales, y el próximo año 8 mil plazas adicionales.

Continuará con becas en las mejores 30 universidades del país y 400 mejores universidades del mundo. Más de 30 mil beneficiados por Beca 18, Beca Presidente de la República y otras modalidades. La meta es superar los 50,000 becarios.

La nueva Ley Universitaria vela por la calidad en todo el sistema universitario. Otra norma será para la educación superior técnico-productiva que fomente la inversión pública y privada de calidad.

La decisión gubernamental de dar prioridad a la educación, se encuentra en compromisos ya asumidos bajo el concepto de la “educación para todos”, derecho que se ha ido transformando, desde la noción de educación obligatoria hacia una más ambiciosa y multidimensional. (UNESCO - 2008).

La Declaración Universal de los Derechos Humanos (1948) en su Art. señala: “Toda persona tiene derecho a la educación. La educación debe ser gratuita, al menos en lo concerniente a la instrucción elemental y fundamental.

La Convención sobre los Derechos del Niño (1989) reitera un ordenamiento equivalente al del Pacto de 1966 respecto a la accesibilidad, gratuidad y obligatoriedad de los diferentes niveles educativos.

La noción de derecho a la educación ha evolucionado, incluyendo la escolaridad, a aprender y a recibir un trato digno en condiciones de igualdad de oportunidades. La educación para todos, señala una perspectiva multidimensional.

La tendencia en América Latina del gasto público en educación durante la década pasada fue levemente positiva en la región (pasando de un 4,5% a un 5,2% del PIB en promedio), sin un aumento relevante de la priorización de la educación dentro del gasto público.

El ministro peruano del sector destaca que el incremento del presupuesto para el sector Educación en 0.5% del PBI, decisión que será discutida en la Ley de Presupuesto 2015. El gobierno de Ollanta Humala aspira llegar a un presupuesto para este sector el 6% del PBI.

El congresista Sergio Tejada, autor del libro El Perú Por-Venir y presidente de la mega comisión que investiga la corrupción del régimen anterior, declara el incremento de 0.5% del PBI se ha venido solicitando hace años y desde el Acuerdo Nacional pero no se había cumplido.

La exclusión a las poblaciones indígenas es muy elevada y generalizada en América Latina y el Caribe. Los alumnos indígenas se encuentran entre las categorías sociales con más desventajas en la educación, situación que se potencia en zonas rurales y la condición de pobreza en la que viven.

El avance en educación y distribución del ingreso ha sido muy lento en la última década. El coeficiente Gini de asignación del ingreso apenas se redujo de 0,53 a 0,51 entre 2000 y 2010, manteniéndose en niveles comparativamente muy elevados.

En los países desarrollados tienden a tener coeficientes Gini en el rango de 0,25 – 0,30. En Latinoamérica, aun los países más igualitarios –Argentina y Uruguay– tienen un Gini de aproximadamente 0,45.

El Índice de Desarrollo Humano calcula a partir de un conjunto de indicadores como las tasas de alfabetización, los años de escolaridad, la esperanza de vida al nacer y el ingreso per cápita. A partir de este índice se busca medir el éxito de los países en promover el desarrollo de las capacidades de las personas.



El IDH-PNUD 2014, señala que uno de cada cinco habitantes del mundo vive en situación de pobreza: 1.500 millones de personas que no tienen acceso a saneamiento, agua potable, electricidad, educación básica o al sistema de salud, además de soportar carencias económicas incompatibles con una vida digna.

Chile ocupa el puesto número 41 en ranking global de desarrollo humano y lidera la región, entre 187 países. Con un valor IDH de 0,822 (en una escala de cero a uno) "Chile es parte del grupo de países que muestran un nivel de desarrollo humano muy alto".

En la región, Chile es seguido por Cuba (44 en el ranking con valor IDH de 0,815), Argentina (49 en el ranking con valor de IDH de 0,808) y Uruguay (50 en el ranking con valor IDH de 0,790).

Este año los primeros lugares del ranking lo ocupan Noruega, Australia y Suiza. En los últimos lugares aparecen la República Democrática del Congo y Níger.

El IDH de América latina y el Caribe se redujo casi a la mitad en los últimos cinco años en comparación con el crecimiento entre 1990 y 2000. Esto fue una caída mayor que en todas las demás regiones, con excepción de los estados árabes. El informe revela que hay más de 45 millones de personas vulnerables en América Latina y El Caribe que, en caso de enfrentarse al impacto de una crisis financiera, natural o de otro tipo, se encuentran en riesgo de caer en pobreza multidimensional, es decir con carencias concurrentes en salud, educación y nivel de vida.

Este dato es superior al que presenta la ONU basado solo en la renta —vivir con menos de 1,25 dólares al día, según el cual hay 1.200 millones de pobres en el mundo.

La apreciación del BID es demagógica al sostener que el crecimiento económico ha creado, en el Perú, una amplia clase media con un ingreso mensual mínimo $ 250.

Respecto a la salud persiste, el camino más difícil de conquistar logros, porque este servicio depende a plenitud de la tecnología y medicamentos del exterior, y gran parte de los profesionales médicos labora en clínicas privadas, en tanto el servicio público, saturado de pacientes, solo le queda ocultar estadísticas de muertes diarias por contagio de enfermedades.

La comunidad internacional reclama en teoría sistemas de protección como prestación por desempleo y la regulación de los mercados de trabajo. Es verdad que la salud ha mejorado en la mayoría de regiones del mundo, principalmente porque ha aumentado la esperanza de vida en muchos países del norte desarrollado. El Bono Demográfico, es una oportunidad pasajera no mayor de dos décadas, que el Perú no debe perder de vista siguiendo la experiencia de EEUU, Taiwán, Singapur y Cuba que en promedio destinaron en salud hasta 16% de su PBI.

La esperanza de vida, estado de salud, acceso a la educación y nivel de ingresos, en 16 países el IDH de las mujeres es igual o superior al de los hombres. Son: Argentina, Barbados, Bielorrusia, Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, la Federación de Rusia, Finlandia, Kazajistán, Letonia, Lituania, Mongolia, Polonia, Suecia, Ucrania y Uruguay. "En algunos de estos países, esto se atribuye al mayor rendimiento escolar de las mujeres; en otros, a una esperanza de vida significativamente más alta para ella (como mínimo, superior a cinco años)".

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Recuerda que eres mortal

Toño Fraguas



Cuando los emperadores y generales romanos aparecían ante su pueblo enfebrecido y eran aclamados triunfalmente, un esclavo que sostenía sobre sus cabezas una corona de laurel les susurraba al oído “recuerda que eres mortal”: “memento mori”. La costumbre servía para que los líderes no se creyeran dioses.

En demasiadas ocasiones nos olvidamos de ese recordatorio: somos mortales. No es que nos creamos dioses, pero la mayoría de nosotros posterga decisiones importantes, aplaza placeres o soporta situaciones insostenibles como si fuéramos a tener tiempo de que cambien las cosas. Como si hubiera segundas, terceras y hasta cuartas oportunidades.

La muerte nos rodea a diario: en las noticias, entre conocidos. Es tan omnipresente que hemos dejado de verla, de sopesarla, de valorarla. Esa sobreabundancia de muerte irreflexiva, que se cuela entre una noticia sobre ciencia y un anuncio de detergente, funciona como una estrategia de control social. Es una muerte tan permanente que acaba velándosenos, ocultándosenos.

Hay quien abraza ese sutil velo e ignora la muerte por mero pavor: es un autoengaño comprensible. Pero vivir sin tener presente la posibilidad real de nuestra muerte es vivir menos. Quizá solo las personas que han visto de cerca esa posibilidad, a raíz de una enfermedad o de un accidente grave, son conscientes de la facilidad y arbitrariedad con la que morimos.

El miedo a la muerte ha sido la principal baza que ha empleado el Poder para someter al ser humano. No ya la amenaza de muerte (dominar a las personas coaccionándolas con la posibilidad de quitarles la vida), sino el miedo mismo que la mayoría siente a ese momento que a todos nos llegará. Es un miedo irreflexivo, el de quien ni siquiera ha dedicado unos minutos a pensar qué pasaría si, de verdad, muriera. No es tan grave.

Una reflexión más elaborada nos lleva a no temer a la muerte, pero sí al proceso de morir. El mal morir: el dolor, el sufrimiento, el apagamiento lento y cruel. De la muerte en sí, nadie sabe nada, pero en tanto que término de ese sufrimiento, puede ser percibida como una liberación. Podemos muy bien pensar que, cuando muramos, el mundo lo hará con nosotros. “Después de tu muerte, todo te seguirá”, decía Lucrecio.

Para los que no creen en el más allá, la muerte (desprovista del dolor previo) no tiene por qué ser algo negativo. De hecho se convierte en aquello que da valor a la vida. Recordar a diario que somos mortales nos invita a saborear cada pequeño acto de la vida como si fuera el último. Y nos hace peligrosos para el Poder. Porque no creemos en el futuro.

Durante siglos el cristianismo mal entendido se ha encargado de pintar la muerte como un eterno suplicio para los pecadores y, ya se sabe, todos somos pecadores. Ninguna potencia totalitaria, ninguna herramienta de represión y control social tan efectiva como ese cura que pregunta a sus aterrorizados alumnos si su amiguito recién fallecido accidentalmente habrá tenido tiempo de arrepentirse de todos sus pecados antes de morir o si, en cambio, habrá ido derechito al infierno para sufrir una tortura eterna.

La consciencia de la posibilidad de morir, de volver allá donde estábamos antes de haber nacido (y de volver sin memoria ni añoranza de lo vivido) puede ser un elemento profundamente emancipador. De ahí, entre otras cosas, la importancia de que podamos elegir una buena muerte: la eutanasia.

Ningún acto tan revolucionario como seguir aquello que decía Horacio en sus Epístolas’: “Piensa que cada día es el último que luce para ti, vivirás con gratitud la hora que ya no esperabas”.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Dios en el banquillo de los acusados

Julio Herrera (Desde Buenos Aires, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



Se dice que la prostitución es el oficio más viejo del mundo, y eso es falso: es el crimen.

Porque, si aceptáramos como verídica la teoría de la creación, encontraríamos que la llamada Era cristiana no comenzó con el advenimiento de Cristo, sino cuando Caín mató a su hermano Abel, es decir, cuando la tercera persona de la creación mató a la cuarta. Desde ése día, y hasta nuestros días, el mal ha asesinado al bien, y el crimen ha imperado omnipotente sobre la tierra, porque Dios no se ocupó en pedirle cuentas de su crimen a Caín sino que se encarnó en él, y el crimen se hizo soberano en la humanidad. Y esto es comprensible, pues según el Génesis, Dios hizo al hombre a su imagen y semejanza.

Desde el Génesis, -y tal vez hasta el apocalipsis- la creación se tornó en un calvario para los seres realmente humanistas que, como Cristo, pregonaron el “Amaos los unos a los otros”. La Biblia nos demuestra que Adán y Eva fueron castigados por el Dios Padre por haber consumado su amor. Su idilio primitivo fue castigado con el más cruel de los castigos: el exilio. Porque para el presunto “Dios del amor”, el amor es un pecado, es la fruta prohibida.

Es a causa de la creencia en un dios que los creyentes se han envilecido tanto. La teoría del pecado original hace del hombre un humilde condenado desde su cuna, condenado por un dios sin piedad. Condenado sin habérsele permitido defenderse de un crimen que le fue impuesto, llamado “pecado original”, y del cual solo es la víctima, y sin haber visto jamás el rostro del juez que lo condenó por ese presunto crimen. Al abrir los ojos a la vida solo halló el castigo junto a su cuna. Fue condenado sin ser oído, sin derecho de apelación, y eso, en nombre de “la justicia divina”.

¿Cómo un condenado así puede creer puede creer en un dios y en la justicia divina?

No existe más omnipotencia que la del crimen en toda la historia de la Era cristiana. Cristo mismo, aun siendo el hijo de Dios fue vencido por ella. Ese redentor fracasado, -como todos los redentores populares,- no logró escapar a la condena a muerte impuesta por el Dios Padre por haber desobedecido su implacable ley de: Mataos los unos a los otros.

Es por eso bastante significativo que “la Santa Cruz,” -o sea el cadalso de Cristo- sea el símbolo del cristianismo que adora más al arma del crimen que a la víctima. Si Cristo hubiera muerto apuñalado, los cristianos portarían en el cuello un puñal como un ícono, y la iglesia cristiana lo adoraría en sus altares, como hoy adora la cruz.

Y aparte de que la religión católica fue impuesta a sangre y fuego por la “Sagrada Inquisición”, también podemos encontrar en las propias páginas de la Biblia que el Alma Mater del cristianismo es criminal desde su origen: fue exigiendo el holocausto de su hijo Isaac que Dios puso a prueba la fidelidad de Abraham, así como fue con la imposición de la fatalidad, la lepra y todas las calamidades que Dios puso a prueba la fidelidad del santo Job. Y vale recordar que Luzbel fue expulsado del imperio celestial por el Todopoderoso por haberse opuesto a la egolatría totalitarista del ser supremo. (“Obediencia debida” le llamarían los militares argentinos).

En nuestras bien llamadas “democracias judeo-cristianas” nunca se cometen asesinatos y masacres con tanta euforia e impunidad como cuando se cometen en nombre de Dios o de la religión. Nada endurece tanto el corazón como el sentimiento religioso. Declarar “guerra santa” es el sofisma inventado por el sionismo, el islamismo y el cristianismo para justificar sus genocidios fratricidas. Se diría incluso que la maldad y el crimen son las virtudes teologales del cristianismo, es decir del cretinismo. No es casual la inscripción del lema “In God we trust” en los billetes de dólar cuando observamos que la medieval pena de muerte aún sigue vigente en casi todos los Estados Unidos, país que se nos presenta como modelo de civilización pero que produce y exporta modernos y sofisticados armamentos de destrucción masiva que reemplazan la primitiva carraca de Caín.

¡Cómo lloraría hoy el Cristo que pregonaba el “Amaos los unos a los otros” si viera que en su nombre los cristianos se matan y la democracia cristiana los extermina en defensa de intereses egoístas e inhumanos!

Dondequiera que miremos retrospectivamente observaremos que la historia de la humanidad ha sido sólo un incesante genocidio, y peor aún: un fratricidio. Es en nombre de la religión hebrea que “el pueblo elegido de Dios”, el pueblo judío, extermina a su hermano palestino, así como es en nombre de Dios que las tiranías de la “democracia judeo-cristiana occidental” exterminan a los opositores al omnipotente imperio de mercaderes multinacionales en defensa de sus mezquinos intereses financieros. Hoy el “Big brother” capitalista del norte asesina a su hermano socialista del sur. El orgullo de su doctrina hegemonista posee a los yanquis, como a los judíos el orgullo de su idiosincrasia mezquina y sanguinaria.

Es de siniestros Torquemadas, de Escribá de Balaguers y de Tomás de Aquinos que el podium celestial está lleno. Pero almas bondadosas y altruistas como Martin Luther King, Camilo Torres, Salvador Allende o el arzobispo Romero son excomulgadas por el Vaticano e inadmisibles a la siniestra diestra del Dios todopoderoso. El imperio celestial, como el imperio yanqui, están poblados de siniestros Pinochets, de Reagans, Nixons, Bushes y Hitleres, de criminales política y religiosamente correctos. Cabe suponer que si el Vaticano no ha canonizado a Judas Iscariote no ha sido por horror a su vida de traidor y de canalla sino por envidia de ella.

Por otra parte, Dios mismo es una amenaza para los creyentes en él. Dios es terrorista puesto que su soberanía está basada en el chantaje del fuego eterno para los herejes de su imperio omnipotente. De ahí que no hay en los creyentes un sincero amor a Dios sino temor a Dios, y no agradecen en su corazón los bienes que creen haber recibido o que recibirán, sino que tiemblan ante los males que Dios pueda desencadenar sobre ellos Por eso los creyentes son esclavos miserables del más vil de los ídolos: el miedo. Dondequiera que miremos no veremos sino “hombres” de rodillas ante Dios, es decir ante el miedo. He ahí su “adoración”, he ahí porqué los creyentes le levantan templos, no para honrarlo sino para aplacarlo. ¿Qué es un donativo religioso sino una tentativa de soborno a Dios? El ruego de “Señor, ten piedad de nosotros” es una súplica estéril ante la implacable crueldad del todopoderoso, omnipotente, indolente y cruel, como todos los tiranos. Además, por otra parte, exigir a la humanidad la adoración ciega e incondicional es la obra más insultante y humillante del ególatra “Creador Supremo” La amenaza intimidatoria del fuego eterno para quienes no cumplan con el primer mandamiento –amar a Dios sobre todas las cosas- es solo un vil chantaje de sometimiento y de despotismo aleve. Porque ¿es acaso sensato y noble el exigir a nuestros hijos su adoración solo por haber sido sus progenitores?

Cada cual es responsable de sus propios actos, y ésta ley cubre por igual a los padres, a los tiranos, a los dioses… y a los dioses tiranos.

¡Pobre Dios “todopoderoso”, tan enfermo de dependencia afectiva! ¿No son entonces sus creyentes quienes deben tener compasión de él cuando dicen “Señor ten piedad de nosotros”? Porque, viéndolo bien, es bastante dudosa la omnipotencia y la misericordia de un Dios Padre que necesita del chantaje afectivo, de la extorsión y el terror para perpetuarse en el poder, como cualquier vulgar tirano terrenal.

Y sin embargo todos los creyentes en ese “ser supremo” despótico e implacable, humillados y resignados se obstinan en bendecir y loar la “justicia divina” cuyos caprichos sufren como Job en su estercolero, o como Jonás en el vientre de la ballena. Tal vez por eso Luzbel, -el pionero de la rebeldía ante la teocracia- es más odiado que temido por esa fauna de serviles y genuflexos que son los creyentes católicos.

El credo católico, así como el credo neoliberal, han probado al mundo que la democracia y el cristianismo son moralmente utópicos mientras estén basados en paradigmas y sofismas inhumanos y fratricidas. La humanidad, tan miserablemente engañada por los mercaderes de pueblos y de conciencias, tiene no solo el derecho sino el deber de perder la fe en los dioses, en el clero, en los políticos y en todo lo que había ingenuamente confiado.

Bien valdría la pena que en realidad existiera ese mitológico “Supremo Creador”, sólo para tener el soberano placer de escupirle el rostro.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Si yo fuera israelí

Miguel Longarini (Desde Buenos Aires, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



Si yo fuera Israelí
seguro sería humano
Estaría desesperado
sabiendo que estoy matando
todos los niños de al lado.
No sé, pediría Paz en Árabe, Hebreo
Gritaría AMOR a cada soldado
Ofrecería mi pan, mi todo
Para salvar la sangre de hermano…
Si yo fuera Israelí
estaría triste, llorando
de no poder ofrecer
los nuevos tiempos de cambio.
Si yo fuera Israelí
seguro sería humano…

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Papo en el viento

Daniel de Cullá (Desde Burgos, España. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



A Antonio Machado, poeta en la España Leal

Al paño
Detrás de un telón o bastidor
Asomado a cualquiera de los huecos
De la decoración de la vida real
Cuando los papahuevos
Pasean bonos del tesoro
Y creen sacar a todos de pañales
En panoja
Conjunto de boquerones u otros pescados chicos
Que se fríen pegados por las colas
O en conjunto de espigas que nacen de un eje
O pedúnculo común como los de la avena
Y los paños lucen en palacio
Que no hijosdalgo
Qué bonitas palabras mancomunadas
Estas de Solidaridad, Justicia y Paz
“y no por mi casa”
Como dice el refrán opugnando
Y haciendo oposición entre ellas
Con fuerza y violencia
Con astucia halagüeña para engañar a todos:
Solidaridad, que en la opulencia
Es un hueco
Vacío en la masa del cuerpo social
Justicia, que es a la vez
Que derecho, razón, equidad
Es justiciadora, justiciera sin más ni menos
Cual oquernela o lazadilla
Que forma la hebra por sí sola
Al tiempo de coser o de pinchar la aguja
Paz, pantomima sepulcral
Con gestos y ademanes
Con actores pantomimos
Que tienen gruesas las pantorrillas
Y así
Va navegando la Historia
Y unos pedazos de vela se despliegan
En estas ocasiones del recuerdo
Cuando Antonio Machado, Ángel Osorio y Gallardo
Teófilo Hernando, Manuel Azaña
Y Julio Álvarez del Vayo
Firman el manifiesto
De la Unión Universal por la Paz
En situación de tranquilidad y armonía
Y concordia
Cuando El Burro Explosivo, de Alberti
Nos da “una en el papo y otra en el saco”
Cual dicho proverbial con se que moteja
Al convidado que se lleva manjares
O golosinas a su casa
Y los criminales en Melilla anuncian
Que “más vale flaco en el mato
Que gordo en el papo del gato”
Sabedores de que el papo
Es la porción de comida que se da
Al ave de cetrería
Presagiando la criminal muerte postrera
En cunetas y loberas, en paredones
Como contra el que cayó acribillado
Federico García Lorca
Tocado con huecos o bollos
De lo que fue “la Guerra”
Ultimo libro de Antonio Machado
Escrito en paz y en haz
Con vista y consentimiento
De la Alianza de Intelectuales Antifascistas
Sobre la defensa y difusión de la cultura
Como reza su discurso
Acariciado por “Viento del pueblo”
De Miguel Hernández
“España, aparta de mi este cáliz”
De César Vallejo
Y “España en el corazón”
De Pablo Neruda.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Libros virtuales: “Dialéctica de la dependencia”, de Ruy Mauro Marini

ARGENPRESS CULTURAL



Descargar el libro completo desde aquí (formato pdf)

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

El agua del arroyito

Gustavo E. Etkin (Desde Bahía de San Salvador, Brasil. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



Era una agüita cariñosa
que pasaba suave
por piedritas mimosas.

Piedritas redondas
blancas negras y rosadas
eran suavemente acariciadas
por el agua que pasaba.

Agua que entraba y salía
por rincones y pocitos
y seguía y seguía
hasta caer a chorritos
en un río que la esperaba
para llevarla al mar
que tanto amaba.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Esculturas en madera: Livio de Marchi, desde Venecia

ARGENPRESS CULTURAL



El creador de lo que se verá en el siguiente power point es un artesano de la madera que hace esculturas, auténticas obras de arte por su originalidad. Ha hecho desde ropa interior, abrigos y bufandas hasta un automóvil Ferrari F1 que navega y una casa completa toda de madera. La Ferrari F50 has sido dotada de un motor que le permite surcar los canales de Venecia a una velocidad de cinco nudos por hora y de muchos detalles sorprendentes que lo convierten en una fidedigna réplica del mítico coche.

Livio de Marchi nace en Venecia. Todavía niño, trabaja en escultura ornamental en un taller artesano y, simultáneamente estudia arte en la Academia.
Su obra ha estado expuesta en varias ciudades, desde Milán hasta Dusseldorf, de Zurich a Nueva York, Tokio, etc, y ha sido publicada en diversas revistas como Interior Design, Jardín de Modes, Capital, Casa Vogue, Madame Fígaro, etc., y su singular trabajo ha suscitado el interés de las cadenas de televisión desde Suiza hasta Australia.

Descargar presentación completa desde aquí (formato pps)

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Palestina

Ricardo Luis Plaul (Desde Buenos Aires, Argentina. Especial para ARGENPRESS CULTURAL)



Corceles de fuego y odio
cabalgan las noches infinitas de dolor.
Poderosos demonios juegan a orillas
del absurdo. Un olor nauseabundo alimenta
la locura, aceita sus armas.
Ni los nuevos dioses, ni los antiguos,
se conmovieron en el trono del espanto,
la vida echaba raíces en otros lares.
El cielo era tan sólo una avenida de la muerte.
¿Quiénes escuchan con el corazón acorazado?
Lagañas de dinero supuran en sus ojos.
Hay un dolor antiguo en las entrañas del mundo,
las máscaras imperiales encubren su crimen.
Un espiral de buitres sobrevuelan los restos del festín.
Las palabras sangran en la mesa de las negociaciones.
Cada familia que cae abulta en sus bolsillos mercenarios.
¿En qué torre duerme la conciencia aletargada?
La Paz esconde su vergüenza, salones suntuosos acunan su muerte,
En tus ojos - niños llora la Justicia,
antes de cegarse para siempre.

Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.

Y para terminar, un clásico: “El unicornio azul”, de Silvio Rodríguez

ARGENPRESS CULTURAL



Haga click aquí para recibir gratis Argenpress en su correo electrónico.